El negro futuro de la “prensa de ensaimada”

Hace unos días un avión de Iberia Express aterrizó de emergencia en Frankfurt con un motor en llamas. La noticia, que apareció hasta en la televisión alemana, puede leerse en Ociogo… y en no muchos sitios más. Una sencilla búsqueda en Google News sólo ofrece tres resultados, uno de los cuales no tiene nada que ver con el incidente y otro de un medio pequeño.

1

No ha sido el único percance de gravedad protagonizado por una aerolínea española en las últimas horas. Un avión operado por Air Europa repitió una operación similar en el aeropuerto de Madrid hace unas horas. Algunos medios, como El Mundo, que contaron el asunto con el nombre de la aerolínea como se puede ver en Google News, cambiaron el titular a posteriori para maquillar el incidente.

1

No, no es que la prensa española demuestre escaso interés por la aviación, es que al fin y al cabo son dos pequeños accidentes sin víctimas mortales. Total, un motor en llamas le puede pasar a cualquiera. Sin embargo, hay cosas muchísimo peores y más graves que merecen mayor cobertura mediática. Por ejemplo, que Ryanair vaya a cobrar por subir una ensaimada a bordo:

1

A la vuelta del verano, alguno de estos medios que cacarean las ensaimadas y silencian los motores en llamas levantaran un muro de pago sobre sus contenidos. Y no hay mucho más que decir.